Exhorbitantes costos de renta en el país, y Omaha no es la excepción

De acuerdo a un informe reciente de la Coalición Nacional de Vivienda para Personas con Bajos Ingresos, los precios de alquiler en todo el país son inalcanzables, y Nebraska y Omaha no son una excepción.

El salario mínimo de Nebraska es de $ 9 la hora. Según el informe, con ese pago, tendrías que trabajar 75 horas a la semana para permitirte, de manera realista, alquilar una casa promedio de dos habitaciones.

En Omaha, el precio es aún mayor a 84 horas a la semana, e incluso para el inquilino promedio que gana más de $ 14 por hora en Nebraska y $ 15 en Omaha, todavía tendría que trabajar un día adicional cada semana para pagar ese alquiler de manera realista, lo que ha hecho que no solo sea casi imposible rentar un lugar digno para vivir, sino que para quienes ya lo hacen y se vieron o siguen siendo afectados por la pandemia, estén en riesgo de ser desalojados al no poder pagar los altos costos de la renta.

Pese a que en este momento hay una pausa en los desalojos hasta el 3 de octubre, los casos de cientos de inquilinos siendo llevados a los tribunales no cesan, por ello esta semana se lanzó el proyecto de Asistencia al inquilino en el condado de Douglas, que cuenta con abogados que se ofrecen como voluntarios en la corte de desalojo.

Y es que según Erin Feichtinger de Together Omaha, muchas familias luchan con los altos precios de los alquileres, lo que llevó a esta organización a ayudar a casi 3,000 familia con esta problemática durante el año pasado, y se espera que este 2021 ofrezcan más asistencia a personas de bajos recursos.

Por otra parte, una nueva campaña electoral presentada esta semana tiene como objetivo aumentar el salario mínimo en Nebraska a $ 15 / hora, pero eso aún está por verse.

Translate »