Nebraska toma acciones contra llamadas fraudulentas que han dejado pérdidas de más de 500 millones de dólares  

El fiscal general de Nebraska firmó una carta bipartidista a la Comisión Federal de Comunicaciones.

La carta pide a la organización que se dirija a estafadores y llamadas automáticas con sede en el extranjero.

Un comunicado de la oficina del fiscal general de Nebraska, Doug Peterson, informó que los estadounidenses perdieron más de 500 millones de dólares en 2020 debido a las llamadas automáticas.

Te puede interesar: Nebraska, dentro de los mejores estados para asentarse y formar una familia  

La organización del quincuagésimo primer periodo ordinario de sesiones de la asamblea general firmó la carta en la que exigen que la FCC se dirija a las empresas que permiten llamadas fraudulentas de otros países, llamándolas “proveedores de pasarela”, con el fin de que se haga algo al respecto y se eviten más robos a los estadounidenses.

La misiva se une al esfuerzo de frenar las incómodas llamadas que a diario reciben millones de personas con el fin de estafarlos haciéndose pasar por proveedores de servicios o sistemas bancarios.

Se insta a la comunidad a nunca proporcionar información personal, de sus tarjetas de crédito, ni seguro social, así como datos importantes como nombre y apellido, pues las empresas nunca le pedirán dicha información.

Translate »